Browsed by
Author: Happy Sloppy Mom

hola como estas

Mommy Detox – Reto de 30 días para nutrir cuerpo, alma y mente

Mommy Detox – Reto de 30 días para nutrir cuerpo, alma y mente

Facebooktwittergoogle_pluspinterest

Con la llegada de un nuevo año viene un momento para reflexionar. De mirar hacia el pasado, tomar lo aprendido, perdonar las fallas, aceptar lo que fue y seguir adelante.

En el 2017 nació Happy Sloppy Mom, un pequeño espacio para expresar, drenar y crear desde este loco y divertido viaje de ser mamá. Ahora en el 2018 es el momento de crecer. tomando los errores y aciertos, dando siempre lo mejor de mi y con una actitud positiva.

Por eso quiero empezar el nuevo año con Mommy Detox, un reto de 30 días para nutrir cuerpo, alma y mente. Muchas personas cometemos el error, incluyéndome, de simplemente hacer una lista de metas que queremos cumplir y solo nos enfocamos en el resultado.

He aprendido que tienen más valor los pequeños pasos que damos hacia nuestros objetivos. Cuando disfrutamos el día a día y estamos presente en cada momento, todo lo demás fluirá.  Este año quiero hacer las cosas diferentes. Sin listas imposibles, ilusiones o falsas promesas.

En el 2018, mi meta es estar consciente y presente, conmigo, alma y cuerpo. Todo a mi alrededor encontrará su lugar. ¿Y qué mejor manera de empezar haciendo un cambio de hábitos?

En cada día de este reto haremos una actividad sencilla que nos ayudará a conectarnos con nosotras mismas, renovando energías y nutriendo cada parte de nuestro cuerpo. Al terminar, el reto es mantener estos hábitos el resto del año.

¿Me acompañas? Sígueme en mi página de Instagram @happysloppymom donde cada semana compartiré los retos por cumplir, dando tips en cada paso y contándoles mi experiencia. ¡También quiero verlas! Compartan su fotos usando el hashtag #MommyDetoxHSM y déjenme sus comentarios.

Haz click aquí para descargar e imprimir tu calendario de #MommyDetoxHSM

¡Y empezamos!

Día 1 Haz una lista de metas

¿Cómo fue tu 2017? ¿Qué quieres alcanzar en este 2018? Tómate un tiempo para escribir tus metas, asuntos pendientes, diligencias por hacer, personas que te gustaría volver a ver, recetas que quieres probar, lugares que quieres visitar. Si deseas, organiza todas tus ideas a lo largo del año y planifica cómo vas a cumplir cada punto.

Día 2 Empieza a moverte

El ejercicio tiene incontables beneficios, para el funcionamiento de los órganos, fortalecimiento de músculos y huesos, la apariencia de tu piel, la salud mental, la memoria y hasta tu estado de ánimo. Busca una rutina que te guste y se adapte a tus metas y actívate.

Día 3 Prueba recetas de infusiones

Las infusiones son bebidas naturales y caseras que aportan muchos beneficios. Eliminan toxinas, te dan energía, ayudan en la pérdida de peso, combaten enfermedades y te dan un toque extra si te aburres del sabor del agua. Solo debes sumergir frutas, vegetales y hierbas en agua y absorber todas las propiedades.

Día 4 Limpia y organiza

La armonía en nuestro ambiente influye de alguna manera en nuestro estado de ánimo. No sé ustedes, pero yo soy algo desordenada (o me gusta pensar de ordenada en mi desorden) y me siento mucho mejor cuando tengo mis cosas en su sitio. Tómate un momento para organizar. Ya sea sacar del closet la ropa que no usas o una habitación en tu casa.

Día 5 Desconéctate

Antes de empezar con la rutina, aprovecha uno de estos últimos días light para desconectarte. Da un paseo tu sola, apaga el teléfono por unas horas o haz una actividad que te guste. Date un chance para conectarte contigo misma.

Día 6 Hazte un facial casero

Hazle un cariñito a tu rostro. Puedes usar productos que tengas en casa o buscar recetas naturales. Primero, elimina la grasa y la suciedad de tu piel, exfolia masajeando, aplica una mascarilla y termina con crema humectante.

Día 7 Prepara recetas saludables

Un truco para mantener una alimentación balanceada es preparar los platos por adelantado, lo que también conocemos como “meal prep”. Para esto solo debes planificar lo que puedes comer en la semana y ver qué puedes dejar preparado. Así evitamos cosas como comer en la calle porque no tuvimos tiempo de hacer almuerzo.

Día 8 Levántate temprano

Está comprobado que despertarnos temprano, por más irónico que sea, nos da más energía para cumplir con las tareas del día y mantenernos organizados. Vuelve a la rutina poniendo la alarma un poquito antes.

Día 9 Escribe en un diario

Nunca subestimemos el poder de escribir lo que sentimos. Tener un diario nos ayuda a desahogarnos, evaluar nuestras acciones y sentimientos y nos da la oportunidad para ser cada día mejores. Haz una lista de 3 cosas buenas que te pasaron hoy, 3 cosas malas y 3 cosas por las que estás agradecido.

Día 10 Organiza tu oficina

Igual que en el día 4, tener un espacio de trabajo organizado nos ayuda a mejorar nuestro rendimiento. Tómate un momento para organizar tu escritorio, tus gavetas, tu computadora y haz una lista de tus metas y pendiente a nivel profesional.

Día 11 Elimina hábitos negativos

¿Qué haces que evita que alcances tus objetivos? Haz una lista de hábitos que consideras negativos o que te sabotean al momento de lograr tus metas o tareas, esto te ayudará a crecer y mejorar.

Día 12 Comparte con tu familia

No importa si es con toda tu familia, tu pareja o solo tus hijos. Comparte y disfruta el momento presente. Aprecia la presencia de tus seres queridos y demuéstrales lo mucho que los quieres.

Día 13 Prueba un nuevo ejercicio

Sal de tu zona de confort y prueba un ejercicio nuevo y que se adapte a tu nivel físico. Quizás descubras una pasión o una rutina de la que te enamores. Recuerda que lo mejor siempre está del otro lado del miedo.

Día 14 Prepara un dulce fit

Complace tu paladar con un dulcito sin culpa. Existen muchas recetas de postres con ingredientes naturales que no tienen nada que envidiarle a los tradicionales.

Día 15 Haz yoga

La práctica del yoga se basa en el equilibrio y la fortaleza física y mental. Además de todos sus beneficios físicos, reduce la ansiedad, te ayuda a controlar la respiración, la mente y las emociones. Lo que aprendemos en el estudio, lo podemos aplicar en la vida diaria.

Día 16 Escribe una carta para ti misma

¿Qué te dirías? Nuevamente toma lápiz y papel, pero esta vez pretende que eres otra persona. Te sorprenderías del resultado de esta pequeña actividad que te conectará contigo misma.

Día 17 Crea un nuevo hábito

Piensa en algo que te gustaría incluir en tu rutina diaria y empieza a hacerlo. Muchas veces decimos que quisiéramos hacer algo y lo dejamos solo en nuestra mente. El momento de actuar es ahora.

Día 18 Hazte una exfoliación casera

Consiente ahora a la piel de tu cuerpo. Igualmente, limpia, luego exfolia con una esponja y termina con una crema. También puedes buscar recetas naturales o utilizar tus productos favoritos.

Día 19 Lee entre 10 y 30 páginas

Nada alimenta al alma y la mente como leer. No importa si es un libro, ebook, una revista o páginas web, tómate un momento para adelantar entre 10 páginas, 30 y si quieres más.

Día 20 Disfruta un cheat meal

Barriguita llena, corazón contento. Hoy es el día para devorar tu comida favorita.

Día 21 Agradece

A veces nos consumimos tanto en el día a día que olvidamos agradecer hasta el simple hecho de estar vivos. Da las gracias, a Dios con una oración, a un ser querido con un acto de amabilidad o a una situación que tu quieras.

Día 22 Limpia tu computadora

Las computadoras o celulares se pueden llenar de archivos que ni conocemos. Limpia y organiza tus carpetas, elimina correos no deseados y suscripciones que ya no te interesen.

Día 23 Dibuja

Esta es una actividad muy relajante. Puedes dibujar una mandala o hacer trazos libres oyendo música.

Día 24 Prepara smoothies

Al igual que las infusiones, los smoothies o batidos tienen muchos beneficios y nutrientes. Según los ingredientes, te desintoxican, te aceleran el metabolismo, te quitan el sueño o te ayudan a bajar de peso. Busca recetas y prueba las que más te gusten.

Día 25 Ayuda a alguien

Los buenas actos en esta vida se devuelven y se multiplican. Quizás tienes ropa o juguetes que no usas y que alguien necesita, el tiempo o los medios para colaborar con  una causa. Tómate una tiempo para hacer una buena acción.

Día 26 Consiéntete

De la manera que prefieras. Tómate un tiempo para ti misma y hacerte un cariño.

Día 27 Haz ejercicio al aire libre

Dale un cambio a tu rutina de ejercicio llevándola a exteriores. Ve a un parque o a una piscina y mejor aún si compartes esta actividad con alguien.

Día 28 Duerme

Dormir también forma parte de nuestra salud. Después de tener hijos esto es algo que parece imposible, pero lo podemos lograr. Hoy acuéstate a dormir un poquito más temprano y trata de cumplir las  8 horas recomendadas o toma una siesta.

Día 29 Medita

Ve a una clase o busca en internet una sesión. Respira profundo, intenta alejar cualquier pensamiento y déjate llevar.

Día 30 Evalúa como te sientes

¡Hoy es el último día del reto! ¿Cómo te sientes? Evalúa qué es lo que más te gustó de este reto, cuáles hábitos quisieras mantener y cómo quieres continuar nutriendo tu cuerpo, alma y mente.

Aprende a hacer un globo de nieve navideño

Aprende a hacer un globo de nieve navideño

Facebooktwittergoogle_pluspinterest

Sí, en diciembre todo es muy bello. Compartir, disfrutar, regalos, comer, tradiciones… Pero también resolver.

Resolver el Niño Jesús, el disfraz para el acto de Navidad, la merienda del colegio, los regalos de las maestras, la pinta del 24, limpiezas, mercados… Ser la mamá en Navidad no es fácil. 

Por eso comparto con ustedes este tutorial que puedes hacer con materiales que seguramente tienes en casa o son fáciles de encontrar, con los que puedes resolver cualquier detallito, decoración o actividad para hacer con tu peque.

En mi caso, fue la obra con la que participé en la exposición de pesebres elaborados con material reciclado que se celebra en el preescolar de #BabyNachito.

¡Empecemos!

Materiales:

-Frasco de vidrio vacío. En este caso yo usé de compota.

-Un vaso de agua destilada

-Dos cucharadas de glicerina

-Una cucharada de escarcha del color navideño de tu preferencia.

-Figuras pequeñas que se colocarán dentro del globo

-Pega de silicón

-Aceite y bicarbonato de sodio

-Papel crepe o tela y cinta o pintura para la tapa.

Indicaciones

1. Lava el pote y quita la etiqueta. Para remover la pega, mezcla aceite con bicarbonato y déjalo unos minutos sobre la pega. Luego puedes quitarla más fácilmente con un cuchillo o una esponja metálica. (Si tienes otro truco, déjame tu comentario en @happysloppymom)

2. Queremos “ocultar” la tapa del frasco. Esto lo puedes hacer de dos maneras. Si lo harás con pintura, entonces debe ser tu primer paso. Pinta, ya sea con spray o pintura especial para el material que estés utilizando, y deja que se seque.

3. Pega la figura en la tapa del fresco con pega de silicón caliente. Deja que se fije por una hora.

4. Llena el pote con agua destilada y agrega la glicerina. Mezcla bien

5. Agrega la escarcha. Mezcla bien para asegurarte de que no se “empelote” y que la escarcha se mueva adecuadamente en el agua. 

6. Coloca la tapa al frasco. Bien cerrada para que no se derrame. Puedes fijarla con un poco de silicón caliente y dejarlo reposar un hora.

-Voltea el frasco y sacúdelo para que la mezcla se adapte a la figura y veas cómo quedo.

-Si elegiste “ocultar” tu tapa con tela o papel crepe, ahora es el momento. Simplemente forra la tapa y cierra con una cinta.

¿Te gustó? Si haces tu globo de nieve, comparte tu imagen en redes sociales y etiqueta a @happysloppymom.

Entra aquí y mira mi último video tutorial sobre cómo hacer un rompecabezas para bebés

Tips para prevenir y combatir la gripe en bebés

Tips para prevenir y combatir la gripe en bebés

Facebooktwittergoogle_pluspinterest

¿Pueden creer que ya casi estamos en diciembre? Llegó la época de las parrandas, las decoraciones, los regalos, las gaitas y el famoso “pacheco”.

El clima navideño llega con enfermedades, sobe todo gripe, y los niños y bebés están más propensos a contagiarse.  El resfriado suele ser lo más común en esta época, para #BabyNachito es impelable, más aún si comparten con otros niños.

Los síntomas incluyen tos, estornudos, congestión nasal, dolor de cabeza o garganta, cansancio y en algunos casos vómitos, diarreas o escalofríos.

Por eso quiero compartir mis tips para combartirla y prevenirla, tomando en cuenta las recomendaciones de su pediatra y que se ha resfriado cientos de veces, y cuándo debes llamar al doctor.

Prevención

-Abriga bien a tu peque: Especialmente para dormir. En la noche es cuando hace más frío. Puedes por ejemplo colocarle a tu bebé una camiseta debajo de su ropa o un termal. Siempre ten un sweater adicional en la cartera.

-Dale un baño corto: en un espacio cerrado, sin corrientes de aire. Recuerda también secarlo y vestirlo rápido.

-Lava bien sus manos: Especialmente después de haber estado en espacios públicos como parques, guardería, centros comerciales, o de haber interactuado con otras personas que sospechas que pueden tener resfriado.

-Evita que comparta artículos personales: Aquí se incluyen cubiertos, vasos, teteros, chupones, etc.

-Evita que interactúe con personas que sabes que tienen gripe. Parece lógico, pero a veces se olvida el sentido común.

 

Tratamiento

-Siempre sigue las instrucciones del pediatra. Te recomendará los medicamentos adecuados para su edad y peso. Si sigues su tratamiento al pie de la letra, tu bebé estará curado en poco tiempo, por eso te recomiendo leer aquí mis truquitos para no olvidar darle remedios a tus hijos.

Uno de los truquitos del Dr. de #BabyNachito es ponerlo a respirar vapor durante 15 minutos. Puedes hervir agua o abrir el agua caliente de la ducha.

-Limpia su nariz: con gotitas y un aspirador nasal. Si tu bebé es más grande, enséñale a soplarse la nariz.

-Haz que descanse: Así poco a poco recuperará su energía. Es muy importante que duerma y que descanse. Intenta que hagas actividades y juegos tranquilos cuando no quiera dormir.

-Dale líquido: Además de mucha agua, puedes darle alimentos líquidos, como sopas, yogurt o helados.

-Vivaporú (Vicks Vapo Rub): Porque si eres mamá latina, sabes de qué estoy hablando.

 

Cuándo correr al pediatra

-Si tu bebé menor de 3 meses presenta fiebre.

-Cambios en el color de piel

-Alteraciones en la respiración, ya sea que se le dificulta o se le acelera.

-Si lo observas muy incómodo e irritado y no logras calmarlo. Cuando aún no hablan es más difícil identificar sus molestias.

-Si tu hijo tiene alguna condición médica especial que pudiera causar complicaciones.

 

¿Tienes algún otro truquito o tip que quieras compartir? Sígueme en @happysloppymom y házmelo saber.